Publicado por Etelvina Diversion , viernes, 18 de enero de 2013 18:33

Se enfrento a la hoja blanca que la miraba, desafiante, rival de años pasados y tiempos mejores, vieja amiga que, durante un tórrido romance con su mente, le clavo un puñal por la espalda, dejándola desnuda. Ella camino así mucho tiempo, aunque le negara esas vivencias a sus amigos o a el, incluso. El era su El, su soñado. Caminaban juntos de la mano. Pero esto no importaba a la hoja blanca, que la conocía de antes. Sabia que sus piernas eran mas rápidas que su corazón y que su piel era la de un tiburón herido. Lo sabia y abusaba de ello,lograba que se rindiera ante sí, llorando desconsolada. De tiburon solo tenia lo salado del mar.

0 Response to " "

Publicar un comentario en la entrada